callos-pie Uno de los problemas habitualmente más comunes en los pies son los callos, un molesto problema de salud que puede convertirse de hecho en un igualmente molesto problema de belleza.

No en vano, es habitual que muchas personas tengan uno o dos callos en los pies, sin que ello suponga ningún problema.

No obstante, siempre lo más recomendable es tratar de solucionarlos y tratarlos de manera natural, sana y saludable.

¿Qué son los callos en los pies?

Los callos en los pies son durezas de color amarillento que aparecen habitualmente en la planta del pie, aunque más comúnmente en los dedos del pie.

Se originan como consecuencia de la presión ejercida en la piel de los pies.

Precisamente por ello, suelen aparecer en la zona en la que el dedo roza el zapato, o bien otro dedo. También cuando los huesos del pie están apretados contra el zapato. O incluso cuando dos huesos están juntos apretados.

Tratamiento de los callos en los pies

El tratamiento de los callos en los pies puede incluir habitualmente una serie de remedios para aliviar las dureces.

En este sentido, es útil la piedra pómez. Aunque también puede incluir la colocación de almohadillas en la zona del callo. De esta forma, se alivia las presiones del uso del calzado o de los huesos.

Hacer un comentario