Tipos de piel

Cómo elegir la crema hidratante más adecuada según el tipo de piel

Descubre cuál es la mejor crema hidratante según tu tipo de piel, lo que te ayudará a utilizar siempre productos de belleza hidratantes adecuados para tu piel.

Seguramente que, en algún que otro momento, habrás cometido el error de utilizar una crema hidratante y nutritiva que –en realidad- no era la adecuada según tu tipo de piel. Por ejemplo, si tienes la piel grasa y has utilizado una crema hidratante única para pieles normales o secas, lo más normal es que tu piel se haya vuelto aún más grasa, con mayor tendencia a la aparición de granos.

Por ello es siempre fundamental conocer nuestra piel, y saber sobretodo qué tipo de piel tenemos, para poder elegir aquellos productos cosméticos y de belleza que mejor resultado nos dará, más aún para que ésta no se vea afectada a negativo por usar un producto no aconsejado o simplemente contraindicado.

Crema hidratante según el tipo de piel

Una opción especialmente útil a la hora de elegir la crema hidratante más adecuada, es analizando cómo es nuestra piel, para así saber –si se me permite la redundancia- qué tipo de piel tenemos.

¿Cómo es mi piel y qué tipo tengo?

Pieles normales

Tu piel es normal si presenta una textura homogénea y regular, no tiene poros abiertos, puntos negros, granos y rojeces.

Efectivamente, la crema hidratante más adecuada es aquella concebida para pieles normales.

Pieles grasas

Tu piel es grasa si se muestra muy brillante, elástica y flexible. Es común la aparición de granos y los poros se cubren como consecuencia de la excesiva producción de cebo.

En estos casos, la crema hidratante no debe contener en su composición aceites, ni deben humedecer la piel.

Pieles secas

Tu piel es seca si siempre se muestra de color mate, no se encuentra hidratada y además presenta mucha sensibilidad a los cambios del ambiente (puedes saber más en nuestro artículo sobre cómo saber si la piel está deshidratada).

En estos casos la piel hidratante debe ser únicamente para pieles secas, siendo útil que te la apliques tanto por la mañana como por la noche.

Pieles sensibles

Tu piel es sensible si tiende a sufrir alergias o irritaciones con mucha asiduidad y facilidad. Es común que este tipo de piel se enrojezca fácilmente cuando sufre cambios bruscos de temperatura.

La mejor piel hidratante es aquella elaborada únicamente para pieles sensibles, que además aporten protección solar y no tengan alcohol ni productos químicos agresivos.

Pieles mixtas

Tu piel es mixta si presenta dos o más signos de los indicados anteriormente. En este caso, lo mejor es utilizar cremas hidratantes para pieles mixtas.

Imagen | Shawn Campbell

También pueden gustarte...

Añadir comentario

Publica tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *