enemigos-pielNo hay duda que, para cuidar la piel, no sólo se hace necesario la utilización constante –y regular- de productos estéticos que ayuden a nutrirla e hidratarla desde el exterior.

También, como de buen seguro sabrás, es ciertamente imprescindible el seguimiento de una vida sana que ayude a cuidar la piel desde dentro.

Mantener una alimentación sana, rica en fruta y verduras y en el consumo de agua son fundamentales si se desea hidratar la piel desde desde el interior, especialmente porque de esta manera la nutrimos y le aportamos las vitaminas y los nutrientes que tanto necesita.

Pero, ¿cuáles son los principales enemigos de la piel? ¿Qué hábitos deberemos evitar para que nuestra piel no envejezca tan rápidamente?

Enemigos de la piel

Los denominados como enemigos de la piel vienen a ser hábitos generalmente malsanos que repercuten de manera negativa en la piel, y que nos causan un envejecimiento más rápido o poco sano.

Fundamentalmente, te resumimos a continuación qué hábitos deberemos evitar:

  • Consumo de tabaco y alcohol.
  • Falta de ejercicio y sedentarismo.
  • Falta de descanso.
  • Estrés y Ansiedad.
  • No cuidar la piel habitualmente.
  • Dieta rica en grasas y azúcares.

También existen otros enemigos que pueden repercutir mucho, pero que, claramente, no podemos cambiar o modificar, como es la contaminación y la sequedad propia del ambiente en el que vivimos.

También pueden gustarte...

Añadir comentario

Publica tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *