Belleza Belleza natural Consejos naturales Piel Salud

Melisa para la piel

Propiedades de la melisa para la piel

Beneficios de la melisa para la piel, una planta con beneficios ideales en el cuidado natural de la piel, ayudando a su protección de manera natural y efectiva.

melisa para la pielAunque la melisa se convierta en una planta medicinal relajante por excelencia, constituyéndose así como una de las más utilizadas cuando necesitamos relajar nuestro cuerpo y nuestra mente gracias a sus virtudes sedantes.

No obstante, la melissa officinalis (como se conoce desde un punto de vista científico), es una planta que también aporta interesantísimos beneficios para la piel, convirtiéndose así en una de esas plantas para la piel adecuadas y saludables para el cuidado natural de nuestra piel.

Aunque se trata de una planta cuyas propiedades han sido muy valoradas desde siempre por nuestros antepasados a la hora de elaborar remedios caseros y naturales, la belleza más natural utiliza sobretodo el aceite esencial de melisa, por su fácil aplicación sobre la piel.

Beneficios de la melisa para la piel

Una de las principales propiedades de la melisa para la piel pasa precisamente por sus claras virtudes sedantes, por lo que puede ser usado en masajes para relajar nuestros músculos y articulaciones, gracias no solo a que actúa sobre la piel introduciéndose en ella, sino porque su aroma sedante es inhalado calmando nuestros nervios y la tensión que podamos sentir en esos momentos.

El aceite contiene propiedades calmantes, por lo que puede ser una buena opción para calmar la piel irritada tras el afeitado, o bien para cualquier trastorno de piel que haya causado irritación.

Tampoco debemos menospreciar sus claras propiedades tonificantes, aportando a la piel un mejor aspecto, especialmente en pieles secas y demasiado cansadas.

También se trata de un aceite cuyo aroma convierten a esta planta en un buen protagonista para la elaboración de fragancias y perfumes.

Imagen | Jess Beemouse

También pueden gustarte...

Añadir comentario

Publica tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *