Cuidados de las uñas

Cutículas: qué son y cómo cuidarlas

Las cutículas son una parte importante de los dedos de nuestras manos, pero ¿qué son, en qué consisten y cómo cuidarlas de forma adecuada?.

Aunque muchas personas tienden a cuidarlas naturalmente cada día, en realidad pocas son las que conocen en qué consisten. Las cutículas son la prolongación de piel que recubre los dedos. Más concretamente, consiste en la piel que protege la parte del contorno de la uña, la cual se encuentra pegada al dedo. Es habitual que en el extremo de la cutícula aparezca un color blanquecino típico, debido a que en esta zona aparecen células muertas. Explicado de otra forma, si habitualmente te haces la manicura, la cutícula es en definitiva la parte de la piel que retiramos.

Su principal función es la de proteger la uña y los dedos, al prevenir posibles infecciones. No obstante, también cumple con una función estética sumamente importante, de manera que de su cuidado en definitiva dependerá el aspecto final que presenten nuestras manos, de ahí que un mal cuidado de las cutículas dará como resultado un aspecto de las uñas y de los dedos en general poco estéticos.

Cutículas

¿Cómo cuidar las cutículas correctamente?

Existen diferentes opciones naturales que son especialmente útiles y adecuadas a la hora de cuidar las cutículas de forma correcta, fácil y rápida. Además de cortarte las uñas con sumo cuidado, sin hacerlo de forma excesiva para no dañarlas, utilizar un jabón neutro que no dañe la piel y sea respetuoso con su pH, y usar una crema hidratante adecuada según nuestro tipo de piel, existen algunos aceites naturales muy interesantes en el cuidado de las cutículas.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es un remedio natural tradicional muy útil a la hora de cuidar las cutículas naturalmente, dado que actúa como un maravilloso hidratante que puede utilizarse solo o bien acompañarlo en otras recetas de belleza.

Para ello solo necesitas un poco de aceite de oliva, y aplicarlo sobre las uñas, dejando actuar durante algunos minutos.

Qué son las cutículas

Aceite de oliva y vitamina E

Mientras que el aceite de oliva es útil para aplicar una capa protectora y hidratante sobre las cutículas, la vitamina E aporta un efecto antioxidante y nutritivo.

Para elaborar este remedio solo necesitas 1 cucharada de aceite de oliva y 1 cucharada de vitamina E. Para obtener la vitamina E puedes comprar cápsulas en el herbolario, y abrir una de ellas. Mezcla ambos ingredientes en un cuenco. Con el líquido masajea las uñas y aplica la mezcla sobre las cutículas. Deja actuar unos minutos y para terminar enjuaga con agua tibia.

Aceite de almendras y de jojoba

Para elaborar este remedio solo necesitas 1 cucharada de aceite de almendras  y 2 cucharadas de aceite de jojoba.

Para elaborarlo mezcla todos los ingredientes en un cuenco y aplica la mezcla sobre las cutículas. Deja que se seque al aire libre.

Imágenes | Shannon Kringen / iStock

También pueden gustarte...

Añadir comentario

Publica tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *